• 04:21pm  Israel aprueba la creación de nueva colonia para los evacuados de Amoná

  • 04:20pm  Empresa rechaza informe de Oxfam que la vincula a asesinato de Berta Cáceres

  • 04:19pm  Quieren completar en julio el tratado para prohibir armas nucleares

  • 04:17pm  El BID defiende la globalización y reconoce enorme daño del caso Odebrecht

  • 04:17pm  Actor latino de Power Rangers, condenado a 6 años de cárcel por asesinato

  • 04:15pm  Girardi confía en Severino y lo coloca como cuarto abridor de Yanquis

  • 04:12pm  Piñera cataloga de golpe de Estado la decisión del Supremo en Venezuela

  • 04:11pm  Brasil tilda de ruptura constitucional actuación del Supremo en Venezuela

  • 04:10pm  Secretario general del Parlatino: no hay democracia sin Parlamento

  • 04:08pm  Atracan vehículo blindado y roban 1,2 millones de dólares en este de Bolivia

  • 04:08pm  CRÓNICAS INTERNACIONALES

  • 04:08pm  Parlamento venezolano anuncia marchas y pide a OEA activar Carta Democrática

  • 04:06pm  Gobierno salvadoreño condecora a cubana Alicia Alonso por su aporte al arte

  • 04:03pm  Carolina del Norte modera la ley que impedía elegir baño a transexuales

  • 04:03pm  El peso mexicano se aprecia 0,37 % frente al dólar




Porlamar
30 de marzo de 2017





EL TIEMPO EN MARGARITA 26°C






Ruta democrática
El Gobierno decidió cerrar el camino electoral mediante decisiones avaladas por instituciones públicas secuestradas. Así lo hizo con el referendo revocatorio y las elecciones de gobernadores evitando una segura y contundente derrota en ambas confrontaciones. Por otra parte, la Mesa de Diálogo no ha tenido, hasta ahora, los resultados esperados.
Luis Longart Guerra | longartguerra51@gmail.com

3 Ene, 2017 | Quienes creemos en la democracia no tenemos otra opción válida para dirimir nuestras diferencias que no sea el voto. Votar significa un ejercicio vital para la libertad humana.

2016 fue un año duro y difícil para todos. El Gobierno decidió cerrar el camino electoral mediante decisiones avaladas por instituciones públicas secuestradas. Así lo hizo con el referendo revocatorio y las elecciones de gobernadores evitando una segura y contundente derrota en ambas confrontaciones. Para remachar su conducta ajena a la Constitución, la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia procedió a ratificar a dos rectoras oficialistas del Consejo Nacional Electoral con periodo vencido. Los dirigentes del Gobierno declaran sin vergüenza alguna, ya ni disimulan, que el país no necesita elecciones.

Por otra parte, la Mesa de Diálogo no ha tenido, hasta ahora, los resultados esperados. El diálogo siempre será una opción para la discusión de los problemas políticos, pero el Gobierno no cumple con su palabra ni respeta los acuerdos de esa instancia.

Precisamente, la referida designación de las rectoras oficialistas es una clara violación a los acuerdos de la Mesa que garantizan el respeto a la Asamblea Nacional, en manos de la oposición que tampoco logró su elección por inasistencia de 3 parlamentarios de la MUD en medio de una situación que no ha sido aclarada y que compromete la posición de la organización que agrupa a los partidos democráticos.

En este contexto, Maduro y los dirigentes del Gobierno sienten haber obtenido una victoria. Por un lado, impidieron su derrota y por el otro, utilizaron el diálogo para ganar tiempo, no cumplir y tratar de dividir a la Mesa de la Unidad Democrática.

Frente a este sombrío panorama caracterizado por hambre, escasez, inflación, desempleo, inseguridad y creciente militarismo se ha planteado una salida militar al conflicto y que nuevas figuras como Larrazábal llamen a elecciones después de un tiempo prudencial. En mi humilde opinión, tal asunto debe ser descartado. Si bien los militares son tan venezolanos y padecen los mismos problemas, no están llamados a convertirse en árbitros de la política ni su función es gobernar.

Creo que la salida es luchar por comprometer al Gobierno a respetar la Constitución. La conquista de un cronograma electoral con fechas fijas. La prioridad del sector democrático liderado por la MUD y la sociedad civil es obligar al Gobierno a contarse con una agresiva política de calle y diálogo por la libertad de los presos políticos, recuperación económica y respeto a la voluntad popular. Esa debe ser la ruta 2017.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Clasificados | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES