• 09:57pm  Comienza el mayor juicio por asesinatos vinculados a la brujería en Papúa

  • 09:52pm  Muriel se descarta para jugar contra Ecuador por lesión muscular

  • 09:51pm  Fiscales panameños viajarán a Brasil para buscar más datos de caso Lava Jato

  • 09:51pm  Ministerio Público dominicano interroga a exdiputado por el caso Odebrecht

  • 09:47pm  Muriel reconoce que será difícil que juegue ante Ecuador por lesión muscular

  • 09:46pm  Sube de tono cruce de acusaciones entre obispo mexicano y gobierno de Morelos

  • 09:46pm  Grandes países de América exigen comicios a Maduro y liberar presos políticos

  • 09:41pm  Un mexicano deportado seis veces es declarado culpable de asesinato en EEUU

  • 09:36pm  Alcaldes de Lima no usan fondos para emergencia por temor a la Contraloría

  • 09:36pm  1-0. Un gol de Messi pone a Argentina en la zona de clasificación directa

  • 09:35pm  Guatemala espera concluir política de protección a defensores de DDHH en 2017

  • 09:34pm  Techint anuncia millonaria inversión en gasífera argentina de Vaca Muerta

  • 09:31pm  Trump da un ultimátum a los republicanos tras revés con el plan de salud

  • 09:30pm  Brasil saca 7 puntos a Uruguay y pisa territorio ruso

  • 09:27pm  Renuncia el gerente de la empresa eléctrica de Panamá tras apagones




Porlamar
23 de marzo de 2017





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






No hagamos del socialismo un dulce amargo
El ser socialista, no puede verse solo como un sustantivo, la dinámica socialista reclama aspectos materiales que se convierten en beneficios para la solidaridad social y por otro lado, un aspecto espiritual que le da, la verdadera ponderación al carácter humanista de sus líderes.
Joselino Serrano/ Joselino.serrano@gmail.com/ @jmserrano73

7 Ene, 2017 | Cuando creemos en lo que amamos, no existe espacio para el error; y aunque el amor se debe comportar como un binomio, es preciso que algunas de las partes involucradas diseñen estrategias y tácticas de articulaciones sanas que tributen a esa unión en el tiempo y el espacio. La militancia, de las organizaciones políticas se le es adosada una tesis ideológica, esta consideración nos permite identificar una suerte binomial (partido – militante) que demanda la internalización de su significado, en cuanto a su doctrina y principio, obligándose a dichos militantes a exteriorizar acciones sinceras que se ubican a distancia de cualquier intención de traición. Es el cuerpo doctrinario el encargado de dar la madurez tan necesaria, para la construcción de un comportamiento disciplinario que sin duda alguna se convertirá en el marco referencial para nuevos militantes, así como, a la validación de la gestión gubernamental en ejercicio. Las juntas directivas que tienen por deber, dirigir la política interna de la organización debe velar por garantizar o hacer cumplir un ambiente de trabajo en positivo, constructivo a la fórmula que se predica, cumpliendo con el compromiso y evitando a toda costa la impunidad interna de sus cuadros, con responsabilidades públicas.

El ser socialista, no puede verse solo como un sustantivo, la dinámica socialista reclama aspectos materiales que se convierten en beneficios para la solidaridad social y por otro lado, un aspecto espiritual que le da, la verdadera ponderación al carácter humanista de sus líderes. Humanismo y reivindicación social es el secreto, para que en este camino de izquierda se pueda alcanzar el éxito. La traición que le mencionaba líneas atrás, tiene una interpretación de decepción militante. Aprovechar, el ámbito humanista y de solidaridad social de este modelo socialista, en búsqueda de una visión particular o grupal, es inaceptable. Los sentimientos que impulsa a la creencia de este modelo no tienen otro nombre que la esperanza y fe, términos muy vulnerables y difícil de rescatarlo en una comunidad que decidió creer para transformar una realidad adversa a lo que le hicieron ver como felicidad.

En estos últimos años, se ha convertido a la nación en un gran laboratorio de ensayos político, como socialista, preocupa esta situación por lo que, muy respetuosamente me permito sugerirle a quienes tienen responsabilidad de dirección frente a este modelo. Reconducir las acciones, identificar enemigos exógenos y endógenos al modelo, rescatar la validación ciudadana hacia al modelo evitando cualquier vestigio de impunidad, ineficiencia e ineficacia. No hagamos del socialismo un dulce amargo.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Clasificados | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES