• 01:34pm  Resultados y clasificación

  • 01:32pm  Guardiola: No tengo dudas de que la temporada que viene seremos mejores

  • 01:31pm  Clasificación oficial de carrera y campeonato del mundo

  • 01:29pm  Iglesia católica dice que feminicidios son diagnóstico de fracaso social

  • 01:28pm  Detienen en Bulgaria a 53 refugiados escondidos en un camión

  • 01:14pm  Rafael Nadal: Es un día muy importante en mi carrera

  • 01:10pm  Cierran los colegios electorales en pueblos y ciudades pequeñas de Francia

  • 01:08pm  El PSV gana al Ajax y deja al Feyenoord a un paso del título

  • 01:07pm  Trump avisa a los demócratas que Obamacare necesita fondos para sobrevivir

  • 01:05pm  0-1. El Betis sella la permanencia

  • 01:04pm  Iglesia católica reitera no al aborto y sí a la vida

  • 01:02pm  Festival Bafici de Buenos Aires estrena foco dedicado al español F. Regueiro

  • 01:01pm  El Gobierno suizo deplora la muerte de un observador de la OSCE en Ucrania

  • 01:01pm  El italiano Romano Fenati rompe la racha de Joan Mir

  • 12:58pm  Cuatro sismos con magnitudes entre 2,6 y 3,9 sacuden El Salvador sin víctimas




Porlamar
23 de abril de 2017





EL TIEMPO EN MARGARITA 28°C






Pedregales y la primera visita de Bolívar
Hay que desentrañar errores u omisiones que a diario se incurre, especialmente cuando se trata el tema de las visitas del Libertador a la isla, de cuyos hechos se celebró el pasado año el bicentenario.
Alexis Marín Cheng | elcronistadelmunicipiomarcano@gmail.com

10 Abr, 2017 |

Voy por la vereda tropical / La noche plena de quietud / Con su perfume de humedad (...)

Esta primera estrofa de la célebre canción “Vereda Tropical”, compuesta en 1937 por el mexicano Gonzalo Curiel, estrenada en 1938, en la película “Hombres de mar”, y que después sería interpretada por múltiples cantantes como Juan Alvizú, Sara Montiel, Toña La Negra, Javier Solís y el propio Alfredo Sadel, cuando hizo su debut en el Cine Margarita de Guaymaro, nos puede dar una idea de lo que fue la vía que comunicaba al barrio Las Piedras con Pedregales, rumbo hacia Las Cabreras y Los Millanes, para remontar el portachuelo de El Maco y llegar a Santa Ana. Un estrecho camino, pedregoso y polvoriento donde existían pocas casas distantes una de la otra, el cual tomó el nombre del famoso bolero, muy de moda por mucho tiempo. Esta vereda, también se conoció como “Camino Real” o calle principal hasta que en 2016 se le asigna el de Celedonio Tubores, con motivo al 245° aniversario del natalicio del Prócer de la Independencia, ocurrido el 4 de febrero de 1771 en Pedregales, cuyo nombre se afirma impuso el Libertador.

En relación a éste y otros aspectos se me hace obligatorio como historiador, es decir, investigador de la ciencia histórica y más aún por mi condición de Cronista Oficial del Municipio, desentrañar errores u omisiones que a diario se incurre, especialmente cuando se trata el tema de las visitas del Libertador a la isla, de cuyos hechos se celebró el pasado año el bicentenario.

La falta de fuentes que den testimonio seguro de todo lo acontecido durante la primera de estas, luego de su arribo por el puerto de Juan Griego el 3 de mayo de 1816, al mando de la Expedición Libertadora, ha dado lugar a que se formen malas reconstrucciones que caen en lo anecdótico, como afirmar que el Libertador permaneció cinco días en la isla, además que a su paso hacia Santa Ana, con el fin de reunirse en Asamblea de Notables que proclama la Tercera República y lo declara Jefe Supremo de los Ejércitos y a Santiago Mariño como Segundo, pasó por Pedregales montado en su caballo blanco y, ante lo pedregoso del camino, le dio ese nombre, como tal se viene refiriendo en nuestras escuelas, programas de radio y hasta en actos públicos.

Al respecto cabe afirmar, primero, que fueron 21 y no cinco los días que Bolívar permaneció entre nosotros, ya que embarcó por el mismo puerto de Juan Griego, el 24 de mayo de 1816. Segundo, que el nombre de Pedregales no es obra del Libertador, al ser éste un toponímico de origen colonial; basta con recordar que la partida de bautismo de su más preclaro hijo, José Celedonio Tubores, lo refiere como lugar de su nacimiento; y tercero, solo la calle, de la hoy creciente comunidad de Pedregales, sabrá el color del caballo en que transitó Bolívar, quien probablemente pasó acompañado por los demás expedicionarios: Santiago Mariño, Luis Brión, Manuel Piar, Mac Gregor, Francisco Zea, Carlos Soublette y otros jefes oficiales y soldados.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Juan Griego | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES