Porlamar
19 de noviembre de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 27°C






Campesinos de El Coco quieren sembrar
La reparación de la planta de tratamiento de Aricagua solventaría la sequía que se vive en los conucos de este sector de Antolín del Campo
Mario Guillén Montero | @imathiox

Foto: RUBEN ALBERT

A pesar de la sequía en El Coco todavía hay agricultores que se aventuran a sembrar maíz. / Foto: RUBEN ALBERT

7 Nov, 2018 | Los agricultores del asentamiento campesino El Coco en el municipio Antolín del Campo están desesperanzados. La falta de agua y apoyo de las instituciones del Estado han hecho que muchos espacios de siembra se mantengan áridos.

Desde la instalación de la planta de tratamiento de Aricagua se promovió que las aguas tratadas servirían para el riego de los cultivos de esta y otras zonas del municipio Antolín del Campo, la jurisdicción con mayor herencia campesina de la Isla. Lamentablemente el funcionamiento de esta ha sido nulo y desde hace cinco años a los conuqueros se les ha hecho imposible trabajar.

Audencio Rodríguez, campesino de El Coco, manifestó que sin agua no puede sembrar y la posibilidad de tener agua a través de la planta de tratamiento cada vez se hace más lejana, por lo que perforó un pozo que puede llegar a dar más de 15 mil litros por segundo.

Relató que para él es imposible activarlo pues requiere de una bomba sumergible que es muy costosa, por lo que hace un llamado a los representantes del Gobierno nacional o al gobernador Alfredo Díaz para que lo apoyen en la adquisición.

Recuerda que antes de quedarse sin agua en su conuco de más de dos hectáreas sacaba hasta cinco toneladas de berenjenas.

“Desde que se dañó la planta de tratamiento se perdió todo. Son pocos los que siguen sembrando en El Coco”.

Rodríguez dijo que si tuviera la bomba sumergible o les llegara agua desde la planta de tratamiento estarían sembrando en estos momentos maíz, pues es la temporada de este rubro.

En el conuco de Audencio Rodríguez solo tiene plantados mil palos de yuca y tiene un semillero de berenjena.

Por su parte, José Rodríguez, otro agricultor de la zona, manifestó que la siembra cada vez se hace más complicada por la falta de agua.

Añadió que si la planta de tratamiento estuviera bien estas tierras estarían 100% cultivadas, pero sin agua es difícil.

Indicó que están sembrando maíz que les vendió el Ministerio de Agricultura y Tierras.
“Nos vendieron dos sacos y esperamos que las lluvias sigan fuertes para que se nos de toda la cosecha. Aquí hay ganas de trabajar. Esta zona siempre ha sido agrícola, pero las condiciones son adversas. Esperamos que todos trabajen para llevar alimentos al pueblo a bajos costos”, dijo Rodríguez.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES