Porlamar
25 de junio de 2019





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Donar sangre es un acto generoso para salvar vidas
Los bancos de sangre de la región no escapan de la situación por estar carentes de
insumos que no llegan regularmente y una infraestructura sin condiciones adecuadas.
Martha León | @LeonMartik

Foto: Archivo

Actuación voluntaria y significativa que genera bienestar a quien la ejerce. / Foto: Archivo

24 Mar, 2019 | La donación de sangre es un acto altruista importante que debería ser asumido como el evento cívico que ofrece aquella persona sana par ayudar a salvar vidas. La sangre es el elemento fundamental del cuerpo humano, que no puede ser elaborada o preparada y solo puede obtenerse a través de donaciones, de allí su valor.

La hemoterapista Tatiana González, quien labora desde hace siete años en el banco de sangre del Hospital Luis Ortega de Porlamar, indicó que es importante donar porque de una donación hecha se salvan tres vidas, porque se saca plasma, glóbulos rojos y plaquetas, lo que ayudaría al prójimo.

Entre los requisitos necesarios que debe ser tomado en cuenta por el donante, González enunció que la persona debe estar sana, no haber padecido ninguna enfermedad, los donantes deben tener entre 18 y 60 años para los hombres y 18 a 55 años para las mujeres, además de un peso superior a los 50 kilos, tener la disponibilidad de donar y de querer ayudar, ya que debe ser un hecho desinteresado.

Por otra parte resaltó que la donación para los hombres debe hacerse cada tres meses, mientras que las mujeres deben hacerlo cada cuatro meses.

A su vez dijo que en la región insular existe tres centros públicos como el Hospital Luis Ortega, la clínica Popular Nueva Esparta y el Hospital de Juan Griego Agustín Hernández, además de tres centros privados como son: la Clínica del Valle, Centro clínico La Fe y el Centro Clínico del Caribe, lugares en los que las personas pueden hacerlo.

González mencionó que existen mitos de si la persona debe comer o no antes de donar, pero actualmente se le sugiere al donante antes de hacerlo que desayune algo sano, que no contenga grasas ni lácteos, porque podría afectar el plasma al momento de la donación.

Por su parte la hematóloga Luisa Narváez indicó que la donación es un acto espontaneo en el que la persona tiene la capacidad de ayudar a otro. Además es un proceso seguro porque todos los materiales que se usan son descartables, lo ideal es que la persona vaya con la voluntad de ayudar a otra persona, y lo que se busca es que sea un donante voluntario no un donante por reposición.

“Es decir que no sea esa persona que se ve a hacerlo como un deber porque tiene a un familiar enfermo y amerita reponer la sangre que requirió”.

Narváez precisó que la idea es que se cree consciencia en las comunidades de que se debería asistir a la donación de sangre, para beneficiar a otros, lo que aportará al donante satisfacción porque con una donación ayudas a tres personas. A su vez dijo que obtienes beneficios porque se regeneran las células y practicas un acto tan ejemplar, el cual no se debe limitar de hacer por temor a ganar peso.
De igual forma enfatizó, que aquellas personas que están tatuadas en su cuerpo pueden hacerlo, solo debe estar consciente de si el tatuaje fue hecho siguiendo normas de antisepsia y con más de seis meses de haberlo realizado.

La especialista acotó que la sangre puede durar en el banco de sangre entre 21 a 28 días, pero hay patologías en las cuales no puede colocarse sangre envejecida, porque a medida que pasa el tiempo puede perder su vitalidad. Afirmó que la cantidad extraída al momento de donar es de 450 cc por cada donante.

Narváez precisó que el tipo de sangre más solicitado es el ORH+ por ser el más común en la población.

La conducta médica es incentivar a la población a que donar es una necesidad, no una obligación y se debe estimular a través de programas.
Asimismo Narváez consideró que la gente debe pensar en este acto tan significativo, que genera satisfacción por ayudar a otros, además del beneficio emocional, espiritual y de la generación celular, en el que se le evalua toda la serología de la transmisión de enfermedades.

En cuanto a la situación de las instalaciones y recursos de los bancos de sangre de la región insular, Narváez afirmó que no escapan de la situación porque están carentes de insumos, como las bolsas de recolección de sangre, los tubos para hematocritos,sueros hemoclasificadores, pruebas serológicas que no llegan, entre otros insumos que llegan irregularmente, además de un área de infraestructura que no cuenta con las condiciones adecuadas, porque estuvieron varios meses sin aire.

Resaltó que para remediar la situación trabajan por el trueque entre otros bancos de sangre con los que intercambian insumos. Tanto los privados como públicos están limitados en los insumos.

INSUMOS

La hematóloga Luisa Narváez indicó que en la actualidad existen carencias de personal, insumos y frente a esta situación en la cual las personas se disponen a donar, pero muchas veces se encuentran anémicas tienen que devolverse por no reunir las condiciones, además que los bancos de sangre no cuentan con la compensación del refrigerio para el donante.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES