Porlamar
22 de agosto de 2019





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Lo extraordinario
Dios creó al sueño para que nos olvidáramos del mundo y de la vida todos los días y al despertar poder entender que hay algo extraordinario más allá de todo esto, usemos el mar para olvidarnos de todo, incluyendo de nosotros mismos y así poder estar en Dios.
Alfredo Calvarese alfredocalvarese@gmail.com

2 Ago, 2019 | Hace días que la playa se muestra vacía de nosotros y sobretodo de esos visitantes que siempre inundaban la isla, a pesar de ser temporada y ya terminando julio las playas lucen vacías. En nuestros horarios de entrenamiento somos pocos y a veces ninguno. La situación país es como lava ardiente que avanza muy lentamente y va arrasando planes, familias, ideas y proyectos, el país se consume en su falta de respuestas, en su absurda e imposible cotidianidad y no debemos permitirlo. Nos dicen que nacimos perfectos y que somos perfectos. Llevamos todo lo que necesitamos dentro de nosotros, pero si eso es ya difícil de digerir, el día a día de lo que significa vivir en este país complica más comprender esa gran verdad. Sea lo que sea lo que nos llevó hasta aquí y sean quienes sean los responsables debemos obrar milagros en nuestras vidas y convertir lo ordinario en extraordinario y el mar es una manera donde hacerlo posible. Nadamos y es nuestra particular expresión de lo especial que hay en cada uno de nosotros.

Una vez más un inmenso y poderoso parpado aplaca la intensidad de los azules. Cada noche y luego de acostarnos, por espacio de seis o siete horas, descansamos de lo que éramos, nos olvidamos de todo y en la plena confianza de lo que pudiéramos llamar Dios o como se desee llamar, nos entregamos a él o a eso y en todo ese tiempo estamos llenos de paz, sin pensamientos ni preocupaciones, sin chats ni redes, sin importarnos el país ni lo que ocurra allá afuera y exactamente de la misma manera sucede cuando nos lanzamos al agua y nos entregamos al océano y más hermoso aun cuando en medio de nuestras pausas o puntos de encuentro surge entre nosotros esa tremenda alegría autentica y espontanea expresada en el hermoso sonido de cada una de nuestras risas y a pesar de que más allá de esas orillas nuestro país se resquebraja y se cae en tristes trozos de incomprensión, ignorancia y miseria existencial estamos seguros que todas esas buenas vibras se expanden y de alguna manera quiebran o ayudan a equilibrar las malas vibraciones que hoy tanto nos rodean.

Todas esas risas y todos esos colores no pueden ser más que una forma bonita de sentir la vida y una manera de amar lo que somos, quienes somos y lo que queremos para nuestro gran país. Ese es parte de nuestro aporte, cuál es el tuyo?. Sean todos bienvenidos a esta experiencia de la natación en aguas abiertas y sean recibidos por esta especial y gran familia acuática. Dios creó al sueño para que nos olvidáramos del mundo y de la vida todos los días y al despertar poder entender que hay algo extraordinario más allá de todo esto, usemos el mar para olvidarnos de todo, incluyendo de nosotros mismos y así poder estar en Dios.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES