Porlamar
10 de diciembre de 2019





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Producción decae en los terrenos de los Malaver
Los conocidos hermanos Domingo y Pedro no escapan de la crisis económica del país que afecta al campesino. La siembra ha bajado por no poder adquirir insumos.
Angélica Villarroel Butto| @angelicvillabut

Foto: JOSELIN CHACON - @jnaymarch

Tierra Asoleada - Producción decaen en los terrenos de Los Malaver / Foto: JOSELIN CHACON - @jnaymarch

27 Nov, 2019 | Es impresionante el desánimo en agricultores como los hermanos Domingo y Pedro Malaver, margariteños que toda su vida se han dedicado a sembrar en las tierras que heredaron de sus familiares, las cuales se encuentran en el sector El Barro, vía a playa Guacuco, municipio Arismendi.

Se sienten burlados por las promesas de los políticos. Aunque llevan en su sangre el amor por el campo, dicen que eso no es suficiente para enfrentar el día a día en los terrenos, porque el alto costo de los insumos y materiales para trabajar ha frenado la producción agrícola y animal.

La cantidad de rubros que hoy siembran no se compara con la de hace unos tres años. “La agricultura está mala, no se produce como es. No hay vitaminas, nada para trabajar y si se encuentra es carísimo”, dijo Domingo Malaver.

Desde hace dos meses lo único que recogen es berenjena y según los cálculos de estos agricultores solo han sacado un promedio de 48 kilos de esta cosecha, porque las plantas no alcanzaron el tamaño ideal por falta de vitaminas, fertilizantes e insecticidas. También tienen sembradas matas de yuca, semilleros de berenjena y ají margariteño, y esperan sembrar en los próximos días semillas de melón y patilla, con ayuda de Alfredo Bonillo, un trabajador.

Respecto a la cría de animales, les quedan unas pocas gallinas de aquel innumerable grupo de aves que caminaba a cualquier hora del día por los terrenos, cacareando y comiendo de los frutos que los agricultores les arrojaban de las cosechas. Los Malaver recuerdan con gran nostalgia las tantas veces que los políticos utilizaron sus terrenos para realizar actividades como ferias agrícolas aprovechándose en aquel entonces de la buena cosecha que se recogía, “pregúntame si ahora me toman en cuenta”, refirió Domingo.

AZOTE EN LOS TERRENOS
“Trabajamos aquí con las uñas y se roban lo poco que se cosecha”, explicó Alfredo Bonillo, ayudante de los agricultores. Señaló que viven en zozobra porque los robos son frecuentes. No solo se llevan los frutos sino que también les rompen las matas que con tanto sacrificio tienen. Los agricultores denuncian que no hay autoridad gubernamental y mucho menos organismos de seguridad que frenen a los ladrones.

Quienes caminaron en los terrenos de estos agricultores, como en reiteradas ocasiones lo ha hecho el equipo reporteril del SOL DE MARGARITA, sabrán lo entregados que son los hermanos Malaver a su trabajo y lo productivas que eran sus tierras.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES