Porlamar
10 de diciembre de 2019





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Yastrzemski, por esta época, trabajaba como gasolinero
Cuando en 1961, Carl Yastrzemski, llegó a los Medias Rojas, su sueldo de novato era de $10.000 por la temporada. Menos de $1.000 mensuales, si hacemos la cuenta con los 12 meses del año. Y él fue muy bien tratado, ya que el sueldo mínimo, el de novatos, era de $8.000.
Juan Vené |@juanvene5

Foto: CORTESIA

Carl Yastrzemski. / Foto: CORTESIA

01 Dic, 2019 | Coral Gables, Florida (VIP-WIRE).-

"Para quienes tomamos en serio el honor y el privilegio de votar para la elevación anual al Hall de la Fama de Cooperstown, no existe una labor más difícil que llenar nuestra planilla cada fin de año"... Jayson Stark, de Baseball América.-

-o-o-o-o-o-

Cuando en 1961, Carl Yastrzemski, llegó a los Medias Rojas, su sueldo de novato era de 10 mil dólares por la temporada. Menos de mil dólares mensuales, si hacemos la cuenta con los 12 meses del año. Y él fue muy bien tratado, ya que el sueldo mínimo, el de novatos, era de ocho mil.

Por eso, por estos días de aquel año, Carl, un mozalbete de 22 años, trabajaba sirviendo gasolina en una gasolinera en uno de los arrabales de Boston.

“Diez mil dólares anuales no me alcanzan para mis gastos” me dijo en una entrevista que publiqué entonces, a fines del ’61, “y creo que aquí, en Boston, nadie puede vivir con ese dinero. Por supuesto, mi sueño es que el equipo me aumente pronto hasta cubrir todas mis necesidades”.

Yas recibió un aumento a 15 mil 1962 y a 23 mil en 1963. Cada año, hasta el último de su carrera, le aumentaron algo, pero sus mayores honorarios, en 1983, su última temporada, apenas llegaron a 450 mil dólares. Los novatos de ahora cobran 530 mil.

Y Yastrzemski, con tres mil 419 incogibles, 458 jonrones y mil 844 carreras impulsadas, fue elevado al Hall de la Fama de Cooperstown en 1989, con 94.6% de los votos.

Pero Yas no fue el único pelotero de Grandes Ligas que trabajaba en lo que llamamos offseason, en busca de unos pocos dólares. En un restaurante de comida china de la calle 52 de Nueva York, cerca de Broadway, encontré en 1964 a un muchacho puertorriqueño que llevaba dos años en Grandes Ligas con los Phillies. Siempre me pidió que no publicara su nombre, se sentiría avergonzado si se supiera públicamente lo que hacía para sobrevivir en el invierno.

“Pero aquí, entre el sueldo y las propinas, me hago unos 20 dólares diarios, 600 al mes, lo que me resuelve cuanto necesito en estos días sin honorarios del beisbol”.

Así es la vida… Digo yo, ¿no?

RETAZOS.- ** El padre de Carl Yastrzemski fue un inmigrante polaco llegado a Masachussets en persecución del sueño americano, a bordo de su oficio desde niño, cosechar papas. Se hizo famoso por sus papas el viejo Yas en el este de la Unión. Ahora, Mike Yastrzemski es bisnieto de aquel artista papero, nieto del Yas Hall de la Fama y a los 29 años de edad va para su segundo año de outfielder bigleaguer con los Gigantes. Este año, en sus primeros 107 juegos en las Mayores, bateó para 272, 21 jonrones y 55 impulsadas…

ATENCIÓN.- Puedes leer todo el archivo reciente de “Juan Vené en la Pelota”, si entras en internet por “el deporte vuelve a unirnos”.

Gracias a la vida que me ha dado tanto, incluso un lector como tú.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES