Porlamar
26 de enero de 2020





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






La transición de la transición
Se arriesga nuevamente la administración estadounidense y le apuesta al sector del antichavismo que fue derrotado en todos sus intentos por derrocar el gobierno constitucional del presidente Nicolás Maduro, durante el año 2019.
José Gregorio Rodríguez Jotaerre577@gmail.com

3 Ene, 2020 | El 19 de diciembre se reunieron en Washington importantes directivos de Acción Democrática, Primero Justicia, Un Nuevo Tiempo y Voluntad Popular, con el representante especial de USA para Venezuela, Elliot Abrams y el encargado de Negocios de la embajada estadounidense en nuestro país, James B. Story, para afinar la estrategia y “sacar las cuentas” del costo de la operación para mantener a Juan Guaidó, al frente de la Asamblea Nacional en desacato.

Al ser interpelado Abrams por la corresponsal de una importante cadena de TV estadounidense en una rueda de prensa realizada en el Departamento de Estado el 20DIC19 sobre la presencia de los venezolanos en Washington, el vocero de Trump aseguró que, Juan Guaidó, contaría con los votos necesarios para ser reelecto como presidente de la AN este 05ENE20.

Quedó claro que los interlocutores de Trump en la oposición venezolana, son los integrantes del G4 (AD, PJ, UNT y VP), quienes actúan como sus procónsules.

Se arriesga nuevamente la administración estadounidense y le apuesta al sector del antichavismo que fue derrotado en todos sus intentos por derrocar el gobierno constitucional del presidente Nicolás Maduro, durante el año 2019.

La verdad es que para el país nacional es irrelevante quien ejercerá la presidencia de la AN este 2020, si mantienen la línea de un gobierno paralelo al que pareciera solo importarle promover sanciones para hacernos la vida “cuadritos” y ponerle la mano a los cuantiosos recursos que posee la nación en el exterior, por aquello de que “a quien parte y reparte, siempre le toca la mejor parte”.

Según el G4 y el gobierno estadounidense, está garantizada la reelección de Guaidó al frente de la AN. Independientemente del resultado final, se profundizan las heridas que ya parecen insalvables en la oposición venezolana y todavía les falta resolver el tema de la participación en las elecciones parlamentarias constitucionalmente previstas para este 2020.

Está tan enredada esta gente que en los últimos días el “alto consejero político” de Juan Guaidó, Juan José Rendón, declaró que el Estatuto de la Transición, se recuerdan de eso, se pensó como un “amarre” que se instituyó “pensando que con esto el régimen iba a caer más rápido y que era mejor que no hubiera una sola persona, sino una especie de colegiatura (…) Está claro que no funcionó”. Y no se le ocurrió mejor idea al flamante “asesor” que sugerir que se debe entrar en una “transición de la transición”. Se perdieron esos reales.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES