Porlamar
29 de noviembre de 2020





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Rania de Jordania cumple 50 años a la vanguardia de la moda y el activismo
A lo que más tiempo dedica Rania al Abdalá, en línea con las moralejas de sus obras, es a su labor como incansable defensora de la educación de los niños, los derechos de las mujeres, los huérfanos y los refugiados, y la tolerancia intercultural.
EFE

EFE

Rania de Jordania cumple 50 años este lunes arropada por su familia. / EFE

31 Ago, 2020 | Autora de libros infantiles, estrella de las redes sociales, incansable luchadora por los derechos humanos y estandarte del estilo y la elegancia, Rania de Jordania cumple 50 años este lunes arropada por su familia y confiando su atuendo para la ocasión al joven talento árabe.

La reina consorte de la pequeña nación de Oriente Medio, con apenas 10 millones de habitantes y hogar de la joya arqueológica Petra, nació en el seno de una acomodada familia palestina en Kuwait, estudió Administración de Empresas en El Cairo y posteriormente se trasladó a Jordania para trabajar.

Allí, demostró su valía profesional en la mercadotecnia con el gigante tecnológico Apple o la entidad bancaria Citibank, dando pie a que la casualidad la llevase a conocer al entonces príncipe jordano Abdalá bin al Hussein, cuando la joven estaba a punto de cumplir 22 años.

"Tan pronto como la vi, pensé '¡Guau!'", reconoce el hoy rey Abdalá II de Jordania, con quien finalmente se casó en 1993, en su libro "Nuestra última mejor oportunidad".

Y es que Rania al Abdalá es mundialmente conocida por su belleza, enmarcada por una larga melena ondulada y morena, y acentuada por un impoluto sentido estilístico que la hace acaparar los flashes lleve un opulento vestido de noche o unos simples pantalones de pinzas y una blusa.

SOPLANDO VELAS

Precisamente haciendo gala de su amor por la moda, el primer adelanto de las celebraciones por el 50 cumpleaños fue un posado para el que fue vestida por el joven diseñador saudí Mohamed Ashi, cuya casa con sede en Beirut, Ashi Studio, ofreció la semana pasada un pequeño entrante del "photoshoot".

En su cuenta de Instagram, la marca anunció que la reina había escogido un vestido blanco amoldado al cuerpo en tejido de crepé, de manga larga y adornado con botones y bordados para las fotografías oficiales de su aniversario, lo que hizo a Ashi sentirse "honrado".

La Corte Real Hachemita compartió hoy en la misma red social un retrato exclusivo de la reina junto a su marido, en el que ambos salen con las cabezas juntas en un gesto de cercanía, con un mensaje de felicitación por su 50 cumpleaños.

Rania al Abdalá, que cuenta con más de 6 millones de seguidores en Instagram y 10,4 millones en Twitter, posa para la fotografía con una blusa negra con detalle en el cuello y granate en la parte inferior salpicada de pequeños lunares.

LABOR HUMANITARIA

Pero no todo es moda y posados en la vida de esta madre de cuatro hijos.

"Belleza eterna", que explica en árabe y braille la conversación entre una niña y una oveja sobre lo realmente importante en la vida, y "El intercambio de sándwich", sobre dos amigas que hacen sus pinitos para entender la diversidad, son sólo dos de los libros infantiles que la reina ha escrito a lo largo de los años.

Sin embargo, a lo que más tiempo dedica Rania al Abdalá, en línea con las moralejas de sus obras, es a su labor como incansable defensora de la educación de los niños, los derechos de las mujeres, los huérfanos y los refugiados, y la tolerancia intercultural.

Colabora con organismos internacionales, pero también preside sus propias organizaciones, como la Fundación Río Jordán (JRF), que fundó cuatro años antes de subir al trono en 1999 con la intención de empoderar económicamente a las comunidades y promocionar la seguridad de los niños.

La directora de la fundación, Enaam al Barrishi, explica a Efe cómo la monarca ha guiado a la FRJ "a cada paso del camino" durante sus 25 años de vida, inspirándose en los ciudadanos jordanos, a los que visita regularmente para "conocer personalmente a los beneficiarios y escuchar sus comentarios de primera mano".

"Su majestad es una verdadera inspiración; su atención meticulosa al detalle, sus ganas de lograr resultados que impacten directamente a nuestros beneficiarios y socios, y su inmenso conocimiento y entendimiento del mandato de la JRF han sido la fuerza impulsora de nuestro trabajo", afirmó Al Barrishi.

Preguntada por cómo es trabajar con Rania de Jordania, la directora de la fundación no duda: "¡Realmente nos mantiene alerta con su pasión y entusiasmo!".




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Vida de Hoy | Gente Feliz | Semanario | Virgen del Valle


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES