Porlamar
8 de mayo de 2021





EL TIEMPO EN MARGARITA 25°C






Estado de excepción en Ecuador reduce presión hospitalaria e indisciplina
El estado de excepción, que regirá hasta el 20 de mayo próximo, incluye un toque de queda nocturno, la prohibición de realizar reuniones y un confinamiento total los fines de semana.
XINHUA

Foto: Xinhua

Policías realizan un operativo para evitar la circulación de personas en la calle durante el estado de excepción, en Quito, capital de Ecuador, / Foto: Xinhua

29 Abr, 2021 | Autoridades de Ecuador reportaron hoy jueves una reducción de la presión hospitalaria y de las inconductas ciudadanas gracias al estado de excepción vigente desde el pasado 23 de abril en 16 de las 24 provincias del país para frenar el aumento de contagios por la enfermedad del nuevo coronavirus (COVID-19).

En una rueda de prensa conjunta, autoridades del Ministerio de Salud y del Comité Nacional de Operaciones de Emergencia (COE), que maneja la crisis sanitaria en el país, afirmaron que la medida decretada por el gobierno está arrojando resultados "alentadores".

El estado de excepción, que regirá hasta el 20 de mayo próximo, incluye un toque de queda nocturno, la prohibición de realizar reuniones y un confinamiento total los fines de semana.

Al hacer un balance entre el último fin de semana y el miércoles, el presidente del COE, Juan Zapata, informó que en este período se registraron 114 aglomeraciones, una reducción del 79 por ciento con relación a las 540 documentadas en el mismo lapso sin estado de excepción.

Además, se recibieron 390 denuncias ciudadanas de fiestas clandestinas en domicilios, una disminución del 76 por ciento frente a las 1.600 receptadas antes de la vigencia de las restricciones.

"Son muy buenas noticias; eso da la pauta que el trabajo de la Policía y la denuncia ciudadana está cumpliendo el objetivo y esperamos que el próximo fin de semana sean mucho menos todavía estas fiestas que nos generan potenciales de riesgo de contagio", apuntó Zapata.

Ecuador, que hasta el miércoles sumó 377.662 contagios y 13.356 muertos por la COVID-19, enfrenta un incremento acelerado de casos por el relajamiento ciudadano, lo que ha provocado la saturación del sistema sanitario.

Sin embargo, el estado de excepción y las nuevas medidas restrictivas han ayudado a reducir la presión en los hospitales con menos ocupación de camas en las Unidades de Cuidados Intensivos (UCI) y en hospitalización, según el subsecretario de Vigilancia del Ministerio de Salud Pública, Esteban Arce.

"Ya tenemos provincias donde se puede evidenciar mayor disponibilidad de camas; se está generando un impacto en las listas de espera y actualmente hemos bajado aproximadamente 30 por ciento", detalló.

Al inicio de esta semana, el COE reportó una lista de espera de 463 pacientes por una cama hospitalaria.

Arce indicó que la presión hospitalaria se ha reducido en las provincias de Esmeraldas, Carchi, Sucumbíos, en el norte del país, Cotopaxi (centro) y Morona Santiago (centro-sur), además de que en los últimos 10 días la cartera ha aumentado la capacidad de camas a nivel nacional.

Apuntó que aún no se ha visto un respiro en los hospitales de las provincias más grandes y más afectadas por la pandemia, como Pichincha (centro-norte), donde se ubica la capital Quito, y Guayas (suroeste), que siguen trabajando al límite de su capacidad.

"El tiempo aún es muy corto para poder notar un cambio en el comportamiento en la morbilidad y mortalidad con las medidas implementadas", argumentó, al indicar que en 15 días posteriores al inicio del estado de excepción se verán resultados.

Mientras tanto, la Policía Nacional reportó hasta el momento 338 detenidos por romper el toque de queda, lo cual se sanciona con prisión de uno a tres años por el delito de incumplimiento de orden legítima de autoridad competente.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Vida de Hoy | Gente Feliz | Semanario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES