Porlamar
15 de abril de 2024





EL TIEMPO EN MARGARITA 28°C






Ataque mortal en un centro de Testigos de Jehová de Hamburgo
En Alemania se han registrado tiroteos de este tipo, aunque son más raros que en Estados Unidos. Según las estadísticas publicadas por el Registro Nacional de Armas de Fuego del país en 2013, Alemania es el cuarto país con mayor posesión de armas per cápita.
Redacción | @elsoldmargarita

Foto: CORTESÍA

El sospechoso era un exmiembro de los Testigos de Jehová. / Foto: CORTESÍA

10 Mar, 2023 | Atlanta. Alemania quedó conmocionada después de que un hombre armado matara el jueves a seis personas, así como a un bebé en gestación, en un centro de los Testigos de Jehová en Hamburgo, antes de apuntarse a sí mismo con el arma al tiempo que la policía irrumpía en el edificio.

El atacante, un ciudadano alemán de 35 años, era un exmiembro de la comunidad de los Testigos de Jehová, según el fiscal del estado de Hamburgo, informa CNN.

La policía alemana sigue buscando un posible móvil después de que el tirador abriera fuego en un acto al que asistieron 50 personas el jueves por la noche. "Hamburgo nunca ha visto un tiroteo masivo como este", dijo el ministro del Interior, Andy Grote, en una rueda de prensa el viernes.

El atacante actuó solo, dijo Grote. "Podría haber habido más víctimas si la policía no hubiera intervenido tan rápidamente", dijo.

La madre del bebé en gestación que murió sobrevivió a sus heridas de bala, dijo a la prensa el jefe de la policía de Hamburgo, Matthias Tresp. Según la policía, cuatro hombres y dos mujeres —todos de nacionalidad alemana y con edades comprendidas entre los 33 y los 60 años— murieron en el atentado.

Ocho personas resultaron heridas, cuatro de ellas de gravedad. La policía dijo que entre ellos hay seis mujeres y dos hombres. Seis son de nacionalidad alemana, un herido es de Uganda y otro de Ucrania. Las víctimas no tienen relación con el presunto autor del atentado, según Tresp.

El sospechoso abandonó la comunidad de los Testigos de Jehová hace unos 18 meses, "aparentemente no en buenos términos", dijo el viernes a la prensa Thomas Radszuweit, funcionario de seguridad de Hamburgo. Se trata de un ciudadano alemán de 35 años, identificado únicamente como Philipp F. en virtud de las leyes alemanas de protección de la intimidad.

Philipp F. había sido miembro de los Testigos de Jehová, pero no está claro si fue excluido de la comunidad o la abandonó voluntariamente. Según Radszuweit, el presunto autor del tiroteo no era conocido previamente por las autoridades de Hamburgo. Radszuweit añadió que aún se desconocen los motivos del tiroteo y que no hay indicios de motivos políticos.

Por su parte, Ralf Peter Anders, portavoz de la fiscalía de Hamburgo, afirmó que "no hay indicios de un trasfondo terrorista" en el ataque.

Ralf Martin Meyer, jefe de la policía de Hamburgo, dijo que se estaba investigando el estado mental del sospechoso, y añadió que era posible que padeciera una enfermedad mental. Meyer dijo que estaba en posesión legal de una pistola semiautomática desde diciembre de 2022. Durante el ataque, el pistolero disparó nueve cargadores de munición.

Líderes religiosos y políticos enviaron mensajes de condolencia, incluido el canciller alemán, Olaf Scholz, quien denunció el "brutal acto de violencia".

La policía fue llamada al lugar de los hechos a las 9:04 p.m. hora local (3:04 p.m. hora del este) del jueves por la noche, dijo Grote. Los primeros equipos llegaron a las 9:08 p.m. y entraron en el edificio tres minutos después.

Los Testigos de Jehová en Alemania dijeron en un comunicado: "La comunidad religiosa está profundamente entristecida por el horrible ataque contra sus miembros en el Salón del Reino de Hamburgo después de un servicio religioso".

Un testigo no identificado describió el momento en que sonaron los disparos en el ataque del jueves por la noche. "Oímos disparos", dijo citado por la agencia de noticias Reuters. "Hubo 12 disparos continuos. Luego vimos cómo se llevaban a la gente en bolsas negras".

Un vecino del centro de los Testigos de Jehová en Hamburgo declaró el viernes a RTL Alemania, afiliada de CNN: "Escuché 'bam, bam, bam, bam, bam'. Y me pregunté, '¿quién sigue trabajando ahora con el martillo mecánico? Esa fue mi primera idea, porque no se oyen disparos [por aquí]".




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Vida de Hoy | Gente Feliz | 50° Aniversario | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES