Porlamar
21 de junio de 2018





EL TIEMPO EN MARGARITA 27°C






¡No dejemos morir el Puerto Libre!
Siempre hacia nuestro estado se ha visto la voluntad solidaria del gobierno nacional en procura del mejoramiento integral del pueblo margariteño, contenido en estas medidas aduaneras anteriormente señaladas, y que fueron implementadas exclusivamente para Nueva Esparta, en función de potenciar su desarrollo económico y elevar la calidad de vida de propios y extraños. Pero hasta ahora, su implementación plena y fructífera, según los resultados, no ha tenido la acertada conducción por quienes están llamados a su aplicación.
Manuel Acevedo Ramírez | manuelacevedoramirez@gmail.com

12 Nov, 2017 | Nuestra Perla del Caribe, la que en algún momento recibió vuelos internacionales, transatlánticos, repletos de visitantes, lamentablemente hoy en día atraviesa una situación muy crítica, que se ve fuertemente afectada por la situación general que confronta el país a todos sus niveles, pero mucho más lamentable aún, es escuchar las declaraciones del presidente de la Cámara de Comercio, Puerto Libre y Producción de la entidad, Edward Noguera, en las cuales expresa la creación de acuerdos con proveedores nacionales para llenar las estanterías comerciales, especialmente en lo que respecta a prendas de vestir, ropa íntima y lencería manufacturada, en la mayoría de nuestras vidrieras del Puerto Libre. Nos preguntamos entonces, ¿qué atractivo van a tener los turistas nacionales para venir a nuestra Isla? ¿O la intención del gremialista Edward Noguera es dejar morir el Puerto Libre?

Por ello, le recordamos a la Cámara de Comercio, Puerto Libre y Producción de la entidad, que la promulgación de la Gaceta Oficial N° 37.006, que puso en vigencia la Ley del Puerto Libre del estado Nueva Esparta, promovida en aquel entonces por el presidente Hugo Chávez y en la cual se daba mayor fuerza a este régimen aduanero sobre "las actividades comerciales que se realizaran dentro de nuestro territorio Insular", le fue sumado un régimen tributario preferencial mediante el cual "se pueden efectuar todas las operaciones contempladas en la legislación aduanera nacional, bajo la potestad y control de la Aduana Principal". Esto con la finalidad del fortalecer y desarrollar el sector turismo, aprovechando nuestros propios recursos para generar la máxima felicidad a nuestro pueblo, convirtiéndose esta en una herramienta de inclusión social.

Siempre hacia nuestro estado se ha visto la voluntad solidaria del gobierno nacional en procura del mejoramiento integral del pueblo margariteño, contenido en estas medidas aduaneras anteriormente señaladas, y que fueron implementadas exclusivamente para Nueva Esparta, en función de potenciar su desarrollo económico y elevar la calidad de vida de propios y extraños. Pero hasta ahora, su implementación plena y fructífera, según los resultados, no ha tenido la acertada conducción por quienes están llamados a su aplicación. Creíamos hasta hoy que con un golpe de timón y con una buena planificación y gerencia se pudiese cumplir con las metas del Plan de la Patria, donde se espera que, para el 2019, el motor Turismo debe representar el 9% del PIB y ubicarse como la segunda fuente de ingresos del país.

En conclusión, si bien es cierto que, gracias a todas estas disposiciones jurídicas, pudiésemos afirmar que la modalidad aduanera bien controlada en Nueva Esparta se presenta como un elemento importante para el atractivo turístico (ya que la variedad en la oferta de productos importados, junto a la ventaja para el viajero de adquirir productos que no están disponibles en su lugar de procedencia) y un mecanismo comercial llamado a reasignarle a nuestro estado el sitial de gran generador de fuentes de trabajo y en el motor principal de la economía y bienestar de este pueblo insular, pero al parecer hoy en día la realidad será otra.




Contenido relacionado












Locales | Sucesos | Afición Deportiva | Nacionales | Internacionales | Gente Feliz | Vida de Hoy | Juan Griego | Opinión


Nosotros | HISTORIA | MISIÓN, VISIÓN Y VALORES